Medellín bajó su temperatura. Así puede lograrlo Guatemala también

28 mayo 2024

Según la NASA, este es el verano más caluroso en la historia y la temperatura en Guatemala no es la excepción. Aun así, las municipalidades pueden reducirla.

Municipios con las temperaturas más elevadas el último fin de semana de mayo. Foto: Insivumeh.
Municipios con las temperaturas más elevadas el último fin de semana de mayo. Foto: Insivumeh.

Por Carmen Valle

¿En Guatemala hay cada vez más calor? No es tu imaginación y el Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh) lo confirma. Algunos municipios incluso alcanzarán los 40°C en la última semana de mayo, según sus predicciones. Sin embargo, no todo está perdido y puede reducirse, como sucede en otros países.

Medellín, Colombia, solía tener temperaturas altas y su gobierno local enfocó las políticas públicas en las personas y la vegetación. Ahora, tiene 2°C menos y espera bajar otros 4°C o 5°C en las próximas décadas, incluso con el calentamiento que el cambio climático aumenta cada año.

En Medellín, la alcaldía elaboró corredores verdes, con especies endémicas que no solo contribuyeron al flujo del viento y a bajar la temperatura, sino también a reducir la contaminación del aire. Estos se sembraron en el suelo, pero también se instalaron en los techos de edificios gubernamentales y en las paredes.

Guatemala también puede lograrlo. Según la bióloga, Magaly Arrecis, esto pueden hacer las municipalidades para refrescar sus ciudades:

Apostar por las especies de Guatemala

De acuerdo con Arrecis, la vegetación reduce el calor, pero solo si se hacen las siembras adecuadas en los lugares preparados para ellas. Por ello, recomienda especies nativas, no solo para que las instale la municipalidad, sino también quienes tengan espacio en sus casas.

Para municipios fríos (porque el calor llega también hasta ellos), sugiere sembrar pinos y cipreses. En climas templados, recomienda el árbol de aguacate, pues sus raíces no suelen interferir con la infraestructura existente. En lugares cálidos, por su parte, propone los cítricos, como los árboles de limón o naranja, pero se debe tomar en cuenta la alta demanda de agua de estas plantaciones.

“Mucha gente planta clases de otros sitios porque se ven bonitas, como las jacarandas, pero si quiere bajar la temperatura en Guatemala a largo plazo, lo mejor son las especies nativas”, explica la bióloga.  “Un eucalipto, por ejemplo, acidifica el suelo y no permite a otra vegetación aparecer. También hay árboles cuya flor da problemas a las abejas y las necesitamos para vivir”, añade.

Fomentar los viveros

Aunque se trate de especies nativas, no todas tienen alta disponibilidad en Guatemala debido a la tala u otras circunstancias. Por esa razón, para reducir las temperaturas Arrecis ve beneficioso que las alcaldías inviertan en la creación de viveros municipales y domésticos, donde se cultiven estas.

Don't miss out!

¡No te quedes sin enterarte!

Recibe en tu correo nuestro boletín mensual con datos, análisis y fiscalización sobre las alcaldías.

Invalid email address

También recomienda fijarse en los árboles de buena calidad en sus municipios, resistentes a la temperatura y “agradecidos”, como se les suele llamar en Guatemala. Cuando estos fructifiquen o retoñen, se puede extraer el germen para llevar a los viveros y propagar plantas con las mismas características.

Parar los robos para bajar la temperatura

Todos los años, el Ministerio Público reporta delitos contra la naturaleza, entre ellos está la tala y robo de árboles cotizados por su calidad para producción. Por ejemplo, en Oratorio se detuvo a un hombre por cortar y llevarse árboles de caoba y conacaste en una finca. Lo mismo suele suceder en Petén, donde se trafica granadillo, cedro y roble, o en las cabeceras municipales, donde los árboles de este tipo “desaparecen”.

“La gente corta los árboles y se los lleva, porque puede producir con ellos, pero en realidad hace un daño enorme. Un árbol no crece rápido y mientras tanto, vemos a nuestro alrededor las consecuencias”, añade Arrecis.

Saber cuándo reforestar

En Guatemala suelen hacerse jornadas de reforestación por parte de instituciones públicas y privadas y eso contribuye a reducir las temperaturas. Aun así, algunas se hacen durante la época seca y eso, en las primeras etapas de una siembra, puede ser contraproducente.

El ministerio de Ambiente establece el invierno como la mejor etapa para reforestar, porque los árboles tienen alta disponibilidad de agua para nutrirse y comenzar a crecer. Además, no basta solo con plantar, sino también es necesario que los ciudadanos estén pendientes de las condiciones de sus árboles. Si viven cerca de ellos, procurar regarlos, sobre todo cuando llega la sequía.

Planificar y ordenar

A decir de la bióloga, es difícil bajar la temperatura si se construye cualquier estructura en cualquier sitio, pues en algunos casos se arrasa con la naturaleza para instalar cemento y adoquín, los cuales retienen el calor. Lo mismo puede pasar a la inversa, cuando se siembran especies en lugares no idóneos y, después de unos años, sus raíces presentan problemas de movilidad.

Por esta razón, señala la urgencia de tener planes de ordenamiento territorial (POT) en Guatemala, para evitar sacrificar la vegetación y, por lo tanto, a las personas. También recomienda hacer esta planificación en infraestructura.

Si bien anima a las municipalidades a invertir en jardines verticales, como hizo Medellín, “no se pueden sembrarlos en cualquier sitio. Un paso a desnivel no siempre aguanta ese peso, sobre todo cuando llega la lluvia. Es mejor instalarlos en lugares con mayor capacidad, donde no se les asfixie con el humo de vehículos en mal estado”, concluye Arrecis.

El calor no es casualidad en Guatemala y es una muestra del impacto del cambio climático. Además, así como se refuerzan las temperaturas altas en verano, se espera que lo hagan los fenómenos meteorológicos de la época de lluvias, cuando llegue. Si quieres saber más cómo funciona esto, puedes consultar esta nota.