El silencio de la comunidad LGTBI en Chiquimula

19 octubre 2015
DSC03710
Daniela Madona, una mujer transgénero.

La lucha de la comunidad de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Transexuales e Intersexuales (LGTBI) por sus derechos apenas comienza. Sus miembros sufren la discriminación y el abuso en silencio.

Por Gerson Rodas

El Procurador de los Derechos Humanos (PDH) cuenta con un auxiliar dispuesto a atender los casos de discriminación en contra de la comunidad LGBTI en Chiquimula. Sin embargo, a la fecha, solo ha recibido una denuncia. “Llegó el caso de una persona que era obligada a cortarse el pelo. Pero no le dimos seguimiento porque el agredido no quiso continuar con el proceso. Estamos dispuestos a velar por los derechos de género”, dice Yessenia Sandoval, auxiliar interina de la institución en el departamento.

DSC03415
Yessenia Sandoval, de la delegación del PDH de Chiquimula.

Las víctimas de la discriminación por género prefieren guardar silencio. Daniela Madona, una mujer transgérenero, dice que, a pesar de que empieza a haber más tolerancia hacia la comunidad LGTBI, persiste la agresividad. “El médico de turno de un hospital no me trató bien. Dijo que yo tenía sida y no era cierto. Eso me afectó y presenté una denuncia. Pero al final desistí porque el médico podía pagar abogados y yo no”, relata.

Daniela dice que, además de la violencia, tienen limitadas las oportunidades de trabajo. “Hemos logrado salir adelante porque trabajamos como estilistas o abrimos salones de belleza. Pero no nos tratan como a cualquier ciudadano. No permiten que los niños se nos acerquen, piensan que los dañaremos”, explica.

Don't miss out!

¡No te quedes sin enterarte!

Recibe en tu correo nuestro boletín mensual con datos, análisis y fiscalización sobre las alcaldías.

Invalid email address

Febe Solís González, de la oficina de atención a víctimas de la Policía Nacional Civil, dice que la comunidad LGBTI de Chiquimula no ha presentado denuncias. “Estas personas deben ser aceptadas tal y como son.Tienen derechos. Pero la sociedad los margina. El problema es que el personal de las delegaciones son cambiados y solo unos cuantos reciben capacitación para atender a los miembros de la diversidad sexual”, explica.

 

* * *

Esta nota es producto del Diplomado «Periodismo Político y Electoral» que imparte el International Republican Institute, bajo la coordinación de Laboratorio de Medios, S.A. a periodistas de diversos departamentos de Guatemala. (La asistencia financiera y técnica que el International Republican Institute (IRI) otorga para esta actividad es provista por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y es posible gracias al apoyo del pueblo estadounidense).