En Cabricán aumentan los casos de COVID-19, pero no las restricciones para prevenirlos

20 abril 2021

Es el municipio con mayor porcentaje de positividad en tamizajes realizados durante las últimas dos semanas, pero el alcalde no tomará medidas específicas para el lugar, sino solo las anunciadas por el Presidente.

En abril de 2020 el personal de la municipalidad vigilaba la entrada de Cabricán tras cerrarlo para evitar contagios. Foto: Facebook B’alam TV.

Por Carmen Maldonado Valle

De acuerdo con el semáforo de alertas vigente, en Cabricán, Quetzaltenango, siete de cada diez pruebas para detectar el coronavirus resultaron positivas. Se convirtió en el municipio con mayor porcentaje de contagio y las autoridades locales no elaborarán un plan que se adecúe a las necesidades específicas del lugar. Se regirán por las disposiciones divulgadas por el Presidente Alejandro Giammattei.

El 16 de abril, el mandatario declaró estado de prevención por el aumento de pacientes confirmados y con ello dio a conocer medidas como la limitación del aforo en mercados y la ley seca a partir de las 18:00 horas. Aun así, el titular de la Asociación Nacional de Municipalidades (Anam), Miguel Ovalle, explicó que Giammattei dejó a criterio de los jefes ediles tomar otras precauciones para disminuir los casos confirmados.

Una de esas disposiciones es el cierre de sus territorios: “Tenemos autorización siempre y cuando el municipio no sea camino indispensable para llegar a otras ciudades. Yo no puedo hacerlo porque Salcajá (donde es alcalde) es un paso obligatorio para quienes van a San Marcos, pero Cabricán sí podría por no estar en estas circunstancias”.

Desde la implementación del semáforo epidemiológico en julio de 2020, Cabricán ha estado en alerta naranja en casi todos los reportes a excepción del actual, donde aparece en alerta roja y del que estuvo vigente del 5 al 18 de febrero. En ese momento alcanzó el color amarillo y solo uno de cada 100 hisopados daba positivo.

“Anunciaron las reglas del presidente en las calles, pero aparte de eso no nos han informado sobre hacer algo extra para contrarrestar la enfermedad o sobre cerrar. Lo único distinto es que los niños dejaron de ir dos veces por semana a clases presenciales”, dice Marisa Chacón, enfermera de una clínica privada en el municipio.

“Aquí no hemos tenido actividades grandes, porque la feria fue en enero y no llegó mucha gente, pero a veces las personas se juntan en bodas o entierros”, continúa la enfermera. “Aun así, en mi trabajo he notado que muchas familias no creen en el coronavirus y cuando un pariente muere por eso lo manipulan como a un cadáver normal antes del velorio. No comprenden que así se pueden contagiar”.

Don't miss out!

¡No te quedes sin enterarte!

Recibe en tu correo nuestro boletín mensual con datos, análisis y fiscalización sobre las alcaldías.

Invalid email address

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) advirtió en abril de 2020 sobre el riesgo de preparar cuerpos sin el equipo de protección adecuada. El procedimiento debe realizarse en salas aisladas porque los coronavirus humanos pueden permanecer infecciosos en superficies inanimadas durante un máximo de nueve días, establece el documento.

Ojoconmipisto intentó hablar en más de diez ocasiones al jefe edil de Cabricán, Eleazar López, para conocer su postura. Este pidió ser contactado por escrito y no respondió, además de colgar todas las llamadas. Lo mismo ocurrió en la municipalidad, donde la secretaria, María Ramírez, explicó que los únicos autorizados para dar declaraciones eran López y el secretario.

Más adelante se volvió a llamar, pero al informarle que se trataba de una nota periodística desantendió todas las llamadas hasta que el alcalde le ordenó decir “no vamos a establecer más planes que lo dicho por el presidente, independientemente de cuántos casos haya”. Tampoco se va a contemplar un cierre.

A criterio del abogado Edgar Ortiz, la comuna toma la decisión adecuada porque “solo se puede restringir la movilidad si el Ejecutivo lo decreta y el Congreso lo ratifica. No importa si lo dice en una reunión de alcaldes, porque si ellos solo tienen ese amparo pueden caer en abuso de autoridad”.

Hay una alternativa, dice: “Si lo amerita pueden pedir a Presidencia declarar un estado de excepción solo en su municipio para frenar la situación actual”.

El municipio

Cabricán está a 42 kilómetros de la cabecera de Quetzaltenango y el Instituto Nacional de Estadística estima que tiene 27 mil 720 habitantes. Según la Secretaría de Planificación y Programación de la Presidencia (Segeplan), sus principales actividades económicas son la fabricación de artesanías y prendas típicas, además de la extracción de cal. Todas se venden dentro del municipio.

El alcalde es Eleazar Esaú López y López, quien ocupa el cargo por primera vez en representación del partido Unidad Nacional de la Esperanza. En abril de 2020 cerró su municipio durante dos semanas para evitar la propagación del coronavirus.

También puedes leer: Lo que pueden y no hacer los alcaldes para evitar el aumento de contagios de COVID-19