Cómo prevenir avalanchas humanas y qué hacer si se está en riesgo de una

19 septiembre 2022

Las aglomeraciones pueden convertirse en ocasión de accidentes si no se toman las medidas de seguridad necesarias. Saber cómo actuar en esos casos también es una forma de prever.

Campo donde se realizó el concierto, un día después de la tragedia. Foto: La voz de Guate.

Por Carmen Valle

Las actividades de conmemoración de Independencia en Quetzaltenango retomaron la presencialidad este año. Sin embargo, el festejo no salió como se esperaba y un concierto organizado durante la feria dejó como saldo al menos 20 heridos y nueve muertos.

El evento recordó a tragedias similares, como la ocurrida en el estadio Doroteo Guamuch (entonces Mateo Flores) en la capital  en octubre de 1996. Durante la eliminatoria para Francia ‘98, Guatemala y Costa Rica se enfrentaron y lo que se pensó para ser una fiesta deportiva acabó en 83 aficionados fallecidos por asfixia después de que varias personas se abalanzaran sobre las puertas y cayeran sobre los espectadores en el graderío.

Para saber cómo evitar uno de estos sucesos y cómo actuar en caso de estar en medio de uno, Ojoconmipisto consultó a un experto y a fuentes documentales sobre el tema.

Preparar el terreno

De acuerdo con el exsecretario de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred), Alejandro Maldonado, en Guatemala existen cuatro Normas para la Reducción de Desastres (NRD). De estas, la segunda y la cuarta detallan a los interesados en realizar una celebración los protocolos para tener seguros a sus invitados.

“Se da una fórmula matemática para calcular, según el área del terreno, la cantidad de salidas de emergencia necesarias, dónde deben ubicarse y cuánto deben medir. No se determinan con base en la cantidad de invitados porque siempre pueden llegar más”, explica Maldonado. Esta operación, de hecho, también puede hacerse a través de un sitio web habilitado por Conred, donde se detalla el tipo de evento, la superficie, si se da en interiores o exteriores, entre otras características, y el sistema estima las pautas a tomar en cuenta.

Don't miss out!

¡No te quedes sin enterarte!

Recibe en tu correo nuestro boletín mensual con datos, análisis y fiscalización sobre las alcaldías.

Invalid email address

Para el concierto de Quetzaltenango, por ejemplo, en un sitio donde cabían por lo menos 15 mil personas, se habrían requerido al menos cuatro salidas de emergencia de 75 metros lineales, señalización y explicar, como sucede en los aviones, dónde se encontraban estos accesos a toda la población, sostiene el experto en gestión de riesgos.

Saber que no todos los eventos son iguales

Las NRD 2 y 4 calculan las medidas de seguridad según las necesidades del festejo, pero no basta con catalogar como “concierto” o “presentación artística”. A decir de Maldonado, se deben establecer protocolos distintos en un festival de música clásica en comparación con uno de rock, porque en el primero por lo general las personas tienen un asiento asignado y no se mueven, mientras en el segundo suelen estar de pie, bailan y en algunos casos tienen acceso a bebidas alcohólicas.

“Una boda y un partido de fútbol pequeño pueden tener 400 invitados, pero en la primera no existen rivalidades deportivas. Ambas deben tener protocolos porque pueden ocurrir desastres, pero se deben diferenciar según sus requerimientos”, agrega.

Informarse

La compañía inglesa CrowdSafe, dedicada a prevenir incidentes en desplazamientos masivos en transporte público, arenas, festivales, entre otras industrias, recomienda a las personas pautas a tomar en cuenta antes de asistir a un evento. Este puede ser su “manual de supervivencia”:

– Medir con los brazos: según la entidad, si al mover sus extremidades a los lados no tiene contacto con otros, probablemente no hay riesgo. Si toca a dos o más vecinos, quizá hay cuatro o cinco personas por metro cuadrado y eso, aunque no advierte un peligro inmediato, es señal para comenzar a buscar la salida. Si al moverse le cuesta aunque sea un poco desplazar su mano al rostro, debe retirarse con urgencia.

  • No grite: ahorre energía y oxígeno, porque pueden ser aún más necesarios después.
  • No cierre los ojos: si lo hace, podría perder el equilibrio, caer y que pasen sobre usted. Si se mantiene atento, puede encontrar un poste, reja o algo para ayudarse a salir.
  • Doble sus brazos: póngalos en posición de boxeador sobre su pecho. De ese modo, protegerá su caja torácica, tendrá un poco más de distancia y sus pulmones tendrán sitio para respirar.
  • Déjese llevar, pero ponga atención: la avalancha de decenas de personas es más fuerte que usted. Permita ser desplazado por los demás porque así hay mayor posibilidad de llegar a la salida, siempre y cuando no se aproxime a una superficie porque puede ser aplastado allí.
  • Piense en todos: si alguien a su lado entra en pánico, tiene más posibilidad de abalanzarse y causar daño: intente calmarlo; si alguien se deshidrata, puede desmayarse y morir aplastado: bríndele asistencia si es posible; si alguien en silla de ruedas o muletas cae, su equipo puede lastimarlo a él y al resto de la gente: priorice el avance de esta persona.

Te recordamos esta cobertura: La municipalidad de Quetzaltenango intenta desligarse de tragedia del concierto