Alcalde de Quetzaltenango compró mascarillas a empresa sin licencia sanitaria, Contraloría lo sanciona

05 agosto 2021

Tanto el jefe edil, el director del dispensario y el gerente municipal deben pagar entre Q1 mil 875 y Q2 mil 936 de multa, cada uno, por este hallazgo.

El alcalde de Quetzaltenango, Juan Fernando López, deberá pagar una multa de Q2 mil 936 por este hallazgo. Foto: Municipalidad.

Por Ahidé Rodríguez

A inicios de la pandemia la municipalidad de Quetzaltenango compró 20 mil cubre bocas descartables por Q105 mil (la oferta más económica a la empresa Asian Beauty. Pero esta no contaba con licencia sanitaria para la venta y distribución de este producto, como lo exige el Código de Salud.

Eso encontró la Contraloría General de Cuentas (CGC) en su auditoría especial realizada del 5 de marzo al 8 de agosto 2020. Según Guatecompras, la actividad comercial del proveedor es la importación y exportación de productos de belleza.

“La empresa adjudicada no cuenta con licencia sanitaria para la venta y distribución de útiles menores, suministros e instrumental médico quirúrgico, de laboratorio y cuidado de la salud, al momento de realizar la adjudicación (…) no contaba con el giro (actividad) comercial para la venta de este producto”, se lee en el examen de la CGC.

Existe discrepancia en el punto 2 de las bases y la cláusula sexta del Contrato Administrativo (1-CD), con respecto al lugar de entrega de las mascarillas, agrega el documento. Las 20 mil unidades fueron repartidas entre los empleados municipales.

Don't miss out!

¡No te quedes sin enterarte!

Recibe en tu correo nuestro boletín mensual con datos, análisis y fiscalización sobre las alcaldías.

Invalid email address

Por este hallazgo la CGC, emitió una multa al alcalde Juan Fernando López Fuentes, la cual asciende a Q2 mil 936; también fue sancionado el titular del dispensario y médico municipal, Chris Edwin Rivas Quiñonez, con Q1 mil 875, al gerente municipal, Amílcar Conrado Rivas Monzón, también deberá pagar una multa de Q3 mil 375.

El 23 de septiembre del 2020 luego de la compra venta realizada por la municipalidad a dicha empresa, esta cambió su nombre a Camcor Medicine, de acuerdo al reporte de empresas del Registro Mercantil.

La sanción de Q2 mil es simbólica, pero evidencia la poca capacidad y conocimiento de la administración pública en una compra tan sencilla, dice Carlos Barrios, de la Comisión Departamental de Transparencia y Probidad.

«Uno se pregunta cómo les está yendo con las adquisiciones más grandes, dado a que no es una práctica usual la rendición de cuentas en el marco de la transparencia de la gestión de los recursos del pueblo», concluye.

Te sugerimos: Sin feria otra vez en Quetzaltenango, pero con planes para festejar el Bicentenario