Alcalde de Cajolá es denunciado en la Fiscalía de Delitos Ambientales

12 abril 2022

Después de perder su inmunidad el 31 de octubre de 2021, técnicos del ministerio de Ambiente determinaron que la planta de tratamiento abandonada ahora es foto de contaminación.

La planta de tratamiento de aguas servidas funcionó tres meses y ahora se empoza el agua de lluvia. Foto: Mirna Alvarado.

Por Mirna Alvarado

Después de que personal del ministerio de Ambiente y Recursos Naturales (MARN) reocrriera los 24 municipios de Quetzaltenango, determinó que en Cajolá hay un alto grado de contaminación en su casco urbano.

“Su planta de tratamiento sí tiene estudios de impacto ambiental, pero está abandonada y sus aguas residuales se empozan alrededor de la construcción lo cual genera malos olores, proliferación de moscas y zancudos”, dijo Leonel Estrada, técnico ambiental del MARN.

Su informe sirvió de sustento para presentar una denuncia en la Fiscalía de Delitos Ambientales del Ministerio Público. El 11 febrero, el ente investigador solicitó información al respecto a la comuna. “Sabemos que la fiscalía inició las pesquisa, estamos pendientes del allanamiento e inspección de campo de parte de los investigadores”, añadió Estrada.

Juan Gómez López, el alcalde, perdió su inmunidad el 31 de octubre de 2021 a quien acusan de poca transparencia en la ejecución de siete obras.

La planta de tratamiento a la que Estrada se refiere se encuentra en la aldea La Ciénega, sector 2, de la cabecera municipal de Cajolá (NOG 6639968). Se empezó a construir en 2017 y en octubre 2018 concluyeron los trabajos.

El proyecto estuvo a cargo de la empresa COMPROSEGUA, cuyo representante legal es Gonzalo Encarnación Pacajá López. Según el contrato esta compañía debía ocuparse de la limpieza, mantenimiento y la construcción de un pozo, pero no se efectuó.

Don't miss out!

¡No te quedes sin enterarte!

Recibe en tu correo nuestro boletín mensual con datos, análisis y fiscalización sobre las alcaldías.

Invalid email address

Romeo Pérez, de la Comisión por la Transparencia y Probidad (CTPM) del municipio, indicó que no reúne las especificaciones técnicas establecidas en el contrato inicial, de hecho, funcionó solo tres meses. “Tiene aspecto de piscinas donde el agua residual y la de lluvia se estancaron. Es un atentado contra la salud de los vecinos”, aseguró.

La planta dejó de funcionar hace nueve meses y no hace cuatro años, como se denunció, se defiende el alcalde Gómez, porque los vecinos a esta obra se oponen a su funcionamiento.

«Hay descontento entre la población porque consideran que no sirve y que les perjudica sanitariamente. Por eso, en nueve meses no ha recibido tratamiento ni limpieza», explicó Gómez.

El dictamen del técnico del ministerio de Ambiente sustentó la denuncia puesta contra el alcalde de Cajolá ante el Ministerio Público.

Motivo de antejuicio

La comisión por la Transparencia y Probidad presentó una denuncia en contra del jefe edil. El 22 de octubre de 2021, la Sala Quinta de la Corte de Apelaciones del Ramo Penal, Narcoactividad y Delitos contra el Ambiente de Quetzaltenango aprobó retirar la inmunidad al jefe edil.

“Este es uno de los siete proyectos denunciados el año pasado que fueron ejecutados, pero no funcionan. Hace cinco meses le quitaron la inmunidad al alcalde y hasta ahora no se ha visto mayor avance en las investigaciones. Nos preocupa por las afecciones en la salud de la población”, refirió Romeo Pérez de la CTPM.

El alcalde, Juan Gómez, ganó la reelección por 13 votos a su favor en los comicios de 2019, con el partido FCN-Nación, su primer periodo lo alcanzó con el Partido Patriota.

Te recordamos esta nota: Alcalde de Cajolá pierde inmunidad, será investigado por malversación de fondos